21 jul. 2010

Sin Dios, sin razón y con lloriqueos

Traducción de un articulo de Charlotte Allen, que tiene por título: “Sin Dios, sin razón, y con lloriqueos”, y fue publicado el 17 de mayo de 2009.

No soporto a los ateos, y no es porque no crean en Dios, sino por lo que aburren.
Hay personas, como recientemente el crítico cultural británico Terry Eagleton que en su nuevo libro, "Fe, Razón y Revolución," reprende a las superestrellas ateas como el biólogo de Oxford Richard Dawkins ("El espejismo de Dios") o el periodista Christopher Hitchens (" Dios no es grande ") por caer en una oposición filosófica primitiva de la fe y la razón, por la que se supone que si la ciencia no puede demostrar algo, ese algo no existe.
Mi problema con los ateos es su pesada - y ya pasadita de moda - insistencia de que están siendo oprimidos, y su fijación con ciertos puntos del cristianismo. ¿Qué pasa? ¿Es que sus maestros les sacudieron el trasero con una Biblia durante catequesis cuando eran niños?
Solo hay que leer a Dawkins, Hitchens o, las obras de sus compañeros ateos como Sam Harris ("El final de la Fé") y Daniel Dennett ("Rompiendo el embrujo"), o visitar una página web o blog ateo (hay infinidad de ellos de títulos como "Dios es para los tontos", "Dios es imaginario" y "Dios es algo fingido"), y acabará con los ojos en blanco mientras hojea - una y otra vez - la obsesivamente pequeña gama de temas alrededor de la cual los ateos van circulando como el agua alrededor de un desagüe.

atheists_3501 En primer lugar, tenemos la “victimología” atea. “Buaaa, buaaa, todo el mundo nos odia porque no creemos en Dios”. Aunque una reciente encuesta de PEW FORUM reveló que el 16% de los americanos se describen a sí mismos como libre de afiliación religiosa alguna, tan solo un 1,6% llegaba a autodenominarse ateo, con otro 2,4% posicionándose en la postura agnóstica (grupo despreciado por insípido por los ateos).
Usted o yo podríamos atribuir el reducido número de ateos a su fracaso en ganar nuevos conversos, pero los ateos argumentan que el problema estriba en una persecución tan implacable que empuja a decenas de millones de negadores de Dios hacia un armario de fe fingida, algo así como los gays antes de Stonewall.

En su página web “Manifiesto ateo”, Harris escribe que “ninguna persona, cualquiera que sea su titulo o cualificación, puede pretender ostentar un cargo público en Estados Unidos, sin fingir tener la certeza de que Dios existe.”. ¿Cuál es la evidencia de ello?, Pues, clausulas ya antiguas en las constituciones de 6 estados -cuéntenlos, 6- que reprimían a los ateos de ocupar algún cargo.
La Corte Suprema estadounidense dictaminó, hace ya cerca de 50 años, que tales disposiciones no podían ser ejecutables, pero, ello no impide las lamentaciones ateas de que se ven obligados a esconder su falta de creencia en Dios de amigos, familiares, jefes e incluso ligues potenciales.
Un representante de esta escuela ateísta de “pobrecito yo”, Kathleen Goodman, en una crónica escrita en enero para el “Chronicle of Higher Education”, fue tan lejos como para promover medidas de acción afirmativa para todos los ateos en los campus universitarios. Se trataría de espacios especialmente diseñados y subvencionados por la universidad donde ellos pudieran expresar sus puntos de vista.
Tal vez los ateos no serían tan impopulares si dejaran de vez en cuando de machacar el tambor con la misma cantinela, para solo detenerse cuando la piel de éste se quiebra dando a luz a su segundo tema favorito-: ¡¡Qué estúpidos son los que creen en Dios.!! Este es el tema favorito de Dawkins.
En una reciente entrevista con Trina Hoaks, el bloguero ateo de la página web Examiner.com, Richard Dawkins describe los creyentes religiosos de la siguiente manera: "Se perciben a si mismos sin educación, lo cual es cierto, a menudo bastante estúpidos, lo cual es cierto; inferiores, lo cual es cierto, y paranoicos sobre los intelectuales de cabeza puntiaguda de la Costa Este que los miran con desprecio, lo cual, con cierta justificación, es verdad que hacen”. Gracias, Richard!
Dennett gusta de llamar a los ateos “los iluminados” en contraste con todos los demás que, obviamente no son tan brillantes. En un ensayo de 2006 donde describe su encuentro con la muerte tras una operación de corazón, Dennett escribió estos pensamientos sobre sus amigos religiosos que dijeron que estaban rezando por su recuperación: "Gracias, os lo agradezco, pero ¿Habéis sacrificado también una cabra?” Con amigos como Daniel Dennett, usted no necesita enemigos.
Luego tenemos a PZ Myers, profesor de biología en la Universidad de Minnesota, cuyo blog, Pharyngula, se supone que versa sobre el campo de estudio de Myers, la biología evolutiva, pero es realmente acerca de su propensión fanática de etiquetar a los creyentes religiosos como "idiotas", "imbéciles" o "locos" o "imbécil" en casi todos sus post.
La universidad desactivó su enlace al blog de Myers en julio, después de que publicara una foto de una hostia consagrada que había atravesado por un clavo oxidado y tirado a la basura ("Espero que tenga al día las vacunas anti tétano de Jesús"), todo en un esfuerzo por demostrar que el catolicismo es una basura. El blog de Myers es un ejemplo de la fascinación frenética ateísta contra la cristiandad y la biblia.

affiche Una web atea tras, otra insisten en que Jesús, o bien no existió o era un capullo (en las palabras de un bloguero), porque no eliminó ni la varicela ni la pobreza en el mundo.
En el sitio web “Ateos de América”uno se quejaba de que Dios "creó" Adán y Eva, sabiendo de antemano que iban a comer del fruto prohibido. Otro había ido capitulo por capítulo de la Biblia, verso por verso, con el fin de demostrar su "locura" (él o ella habían llegado al Libro de Josué la última vez que me pasé por allí).
Otro tema con el que los ateístas gustan de martillear es el de Darwinismo contra creacionismo.
Tal vez la Darwin-manía brote del hecho de que este año marca el bicentenario del nacimiento de Charles Darwin en 1809, pero. ¿Es que no saben estos ateos que muchos creyentes, (incluido el pasado papa Juan Pablo II) no tienen problema alguno con la evolución considerándola por el contrario como la vía por la cual Dios dio vida y desarrollo a su creación? Es más, aunque la naturaleza humana tal como la conocemos fuera un asunto de afortunadas adaptaciones, ¿Exactamente como tal hecho puede considerarse una evidencia que desapruebe la existencia de Dios?
Y luego está la pregunta de por qué los ateos están tan empeñados en tratar de probar, no solo que Dios no existe, sino que supone un mal que hay que arrancar. Dawkins, en "El espejismo de Dios", acusa a la deidad de ser un obseso del control "de poca monta, injusto e implacable", así como un "misógino, homófono, racista...y matón.”. Pero, si no hay Dios - y usted sería mucho más que estúpido si pensara de forma diferente - ¿por qué es importante si es bueno o malo?
El problema con los ateos - qué los hace tan insoportables - es que pocos de ellos están interesados en hacer serios argumentos metafísicos o epistemológicos contra la existencia de Dios, o en tomar en serio los argumentos los teólogos han hecho tratando de conciliar, por ejemplo, la omnisciencia de Dios con el libre albedrío o la bondad de Dios con el sufrimiento humano.
Los ateos parecen asumir que toda la idea de Dios es un absurdo ridículo, el "monstruo del espagueti volador" de los típicos vulgares chistes ateos. Piensan que lanzar unos cuantos “cohetes” acusando a Dios de no haber creado un mundo más a su gusto ("Si hay un Dios, ¿por qué no soy rico?" "Si hay un Dios, ¿por qué no me dio dos cabezas para poder dormir con una cabeza mientras me quitaba algo de trabajo con la otra? ") será suficientes para derribar todo el edificio de la creencia.
Lo que sobre todo parece motivar a los ateos no es el racionalismo, sino la ira - ira porque el mundo no sea perfecto, porque alguien les obligó a ir a la iglesia cuando niños, porque la Biblia contiene contradicciones aparentes, porque los seres humanos pueden ser hipócritas y cometer crímenes en nombre de la fe.
Hitchens cree que "la religión todo lo estropea." Dawkins sostiene que instruir a un hijo en la religión propia constituye abuso de menores. Harris sostiene que "puede ser ético matar a la gente" sobre la base de sus creencias. El ateo Michael Newdow demandó (sin éxito) al presidente Obama por pronunciar las palabras "así Dios me ayude", cuando tomó su juramento del cargo.
Lo que los ateos no parecen darse cuenta es de que incluso para los creyentes, la fe nunca es fácil en un mundo de injusticia, dolor y engaño. Incluso para los creyentes, Dios existe más allá del velo de los sentidos. Así que, ateos, ¿qué tal si aparcáis el cansino sarcasmo y vuestra aburrida autocompasión y debatís a los creyentes en serio?

Articulo original en inglés aquí.

3 comentarios:

  1. Interesante artículo. Hay bastante material en tu blog para entretenerse. ¡Se agradece!

    ResponderEliminar
  2. Sorprendente es saber la cantidad de argumentos ateos que se contradicen entre sí... te expongo algunos:
    Ateos a: Dios despierta culpabilidad en el hombre (tal como la imagen dice)
    Ateos b: Yo soy responsable de mis acciones, no tengo que echarle la culpa a Dios o al diablo
    Ateos c: Dios es el culpable del mal en el mundo y sabía que ibamos a pecar, él fue el creador indirecto del pecado. (¿ Pero no se supone que ellos dicen ser responsables de sus acciones? )

    Ateos a: Cristo fue un inútil
    Ateos b: Cristo fue gay
    Ateos d: Cristo se casó con María Magdalena
    Ateos e: Cristo era solo un hombre, el Cristo de los cristianos es mitológico y no histórico
    Ateos f: Cristo no existió
    Ateos g: Cristo es una mezcla de varios dioses (un ateo que vio las mentiras de Zeitgeist)

    Ateos a: La apuesta de Pascal es cobarde ¿Qué tal si tu religión no es la correcta? ¿Qué tal si los dioses verdaderos son los griegos y te irás con Hades por no creer en ellos?
    Creyente: ¿Y por qué entonces no crees en ellos? (Pero claro, el ateo siempre usará estos dioses por broma y no en serio, cuando posiblemente pueda ser cierto lo que él mismo dice )

    Ateos a: No hay verdad absoluta, todo es relativo
    Ateos b: El ateísmo es la verdad, es libertad ('Es liberador' como dijo Richard Dawkins)
    Ateos c: No hay verdad absoluta, no hay concepto de mal ni de bien, pero los cristianos están mal (wth?)

    Ateos a: ¿Cómo sé la verdad si hay tantas religiones?
    Creyente: Cristo es el único humano que ha dicho que él mismo era la verdad encarnada, ni Buda ni los otros dioses se han autodenominado tales palabras ni en ninguno de sus escritos dice eso.

    Ateos a: La Biblia la escribió la iglesia católica para manipular a las masas y hacerse ricos con la fé.
    Ateos b: ¿Porqué debo creer en un libro escrito por hebreos de la edad de Bronce?
    Ateos c: La Biblia está manipulada (Sin embargo usan versos bíblicos para estar de acuerdo con el matrimonio gay , el aborto, etc. Por ejemplo: Cristo dijo: 'No juzguéis' y después dicen que Cristo es un mentiroso para variar) Pfff..

    Ateos a: La religión es el opio del pueblo, porque los pobres se escudan en las falsas esperanzas.
    Ateos b: La Biblia solo te enseña a ser conformista y no anhelar más.
    (¿Y no que en el argumento anterior no la Biblia era para enriquecer a la gente?)

    Ateos a: Los religiosos son manipuladores
    >llega a la casa y ve teve sin cuestionar nada, le cree a los políticos sin cuestionarles, obedece los dogmas y leyes de la nación incuestionablemente.


    Y puedo seguir con una laaaarga lista de hipocresías , contradicciones y vacíos que el ateísmo militante tiene.

    ResponderEliminar
  3. Buena reflexión, anónimo... y eso son solo algunas incoherencias... Si el ateo se bajara de su pedestal de soberbia y vehemente ignorancia, a lo mejor podría incluso ser feliz. Algunos dirán que lo son, pero yo no lo creo. Igual confunden felicidad con inconsciencia. La verdadera felicidad ha de tener entre sus ingredientes la esperanza, y el ateo consciente carece de ella.

    ResponderEliminar