31 dic. 2011

Sharia en Egipto

 

Este artículo me ha parecido muy bueno, y lo pego íntegro. Proviene del blog “Jorge, de profesión cura”

Deja bien claro el doble rasero con que la sociedad más secular responde ante las religiones. El budismo y otras creencias espiritualistas gozan de cierto respeto, porque tienen un halo “clic” y “progre”. El islam viene de la mano del petróleo y las represiones terroristas, pero la iglesia ….ah!, la iglesia es un blanco fácil.

Ayer leía en internet que los hermanos musulmanes aplicarán la sharia en todo Egipto. Eso quiere decir que todos los preceptos religiosos islámicos se convierten en leyes civiles. Por ejemplo, quedará prohibido el alcohol en todo el país, se castigará incluso con pena de muerte las prácticas homosexuales o el adulterio, la pena por robo puede ser la amputación de una mano, se reglamenta el vestido, se regula el papel de la mujer que es exactamente nada, se prohíbe la conversión a otras religiones bajo pena de muerte….
Lo curioso de todo esto es que aún no he visto protestar a ninguna asociación pro derechos humanos por este asunto.
¿Cuántas veces no hemos escuchado las voces airadas contra la iglesia católica y el papa por decir que la unión de dos personas del mismo sexo no puede ser denominada matrimonio, o por afirmar que el SIDA en África no se resuelve simplemente repartiendo preservativos? ¿Pero a que jamás han escuchado una palabra de los colectivos de gays protestando por la pena de muerte a los gays en países islámicos?
¿Cuántas veces no nos han abrumado las feministas chillando contra la discriminación de la mujer en la iglesia católica? Pues servidor no recuerda una palabra en contra de la discriminación de la mujer en el islam, que no puede vestir como quiere, ni conducir un coche, ni tomar la más mínima decisión sin estar acompañada de su marido, su padre o su hermano.
Harto estoy de escuchar que las confesiones religiosas no tienen por qué regular la vida civil de los ciudadanos en aspectos como la comida, el vestido, las relaciones personales. Mañana tendremos a la prensa más progre criticando la misa de hoy de las familias como un nuevo intento de la jerarquía católica ultramontana de imponer sus modelos a toda la sociedad.
Pero ya ven. Ni una palabra de reproche al mundo islámico. Las cosas al revés. Con los católicos, palo y tentetieso. Con el islam, alianza de civilizaciones.
¿Por qué servidor no puede tomarse una cerveza en Siria? ¿Por qué un musulmán no puede hacerse cristiano? ¿Por qué la práctica de la homosexualidad en países como Arabia se castiga con la pena de muerte? ¿Por qué las relaciones fuera del matrimonio llevan consigo la pena de lapidación? ¿Es normal la amputación de una mano al ladrón?
Pues nada, calladitos todos como muertos. Ahora la sharia en Egipto. Me apuesto roscón de reyes y chocolate a que nadie va a protestar en la embajada de Egipto o en la mezquita de la M-30. Eso sí, mañana a chillar porque el ultramontano Rouco quiere imponer sus modelos a la sociedad.
Esto se llama dos varas de medir en la reivindicación de los derechos humanos, y se llama directamente CANGUELO. Porque hay que tenerlos extraordinariamente bien puestos para llamar a un musulmán machista o dictador, y estar dispuesto a prescindir de ellos.

4 comentarios:

  1. Hola!

    <<¿Cuántas veces no hemos escuchado las voces airadas contra la iglesia católica y el papa por decir que la unión de dos personas del mismo sexo no puede ser denominada matrimonio, o por afirmar que el SIDA en África no se resuelve simplemente repartiendo preservativos?>> Es cierto, he notado cierta hipocresía de parte de muchas organizaciones seculares y del colectivo LGBT hacia estos temas... Cuando el Papa visitó Madrid, ¡vaya polémica entre la gente! Polémica que los medios de comunicación ayudaron a propagar; por ejemplo, está la campaña "De mis impuestos, al Papa cero", que más de 150 organizaciones seculares apoyaron en respuesta a la financiación pública de la visita del Papa a Madrid, y que además alentaron a los jóvenes a unas contra-manifestaciones saboteadoras del evento. Y ni hablar del colectivo LGBT...Cuando se celebró la Europride durante 10 días en Madrid en junio del 2007, ese festival supuestamente con objetivos "pro DD.HH", que yo recuerde, no se protestó tanto como cuando el Papa visitó Madrid... Y eso que la Europride (que en esa ocasión concurrieron más de 2,5 millones de personas en la ciudad) es una excusa buena para hacer fiestas tipo carnaval en las calles, porque no veo como puede ayudar a promover la tolerancia a la comunidad gay el hecho de que exhiban de manera grotesca todo tipo de estereotipos en las calles, ¡durante 10 días! ¿Y qué le puede dejar de positivo eso a la gente? Nada. ¡Ah, pero cuando el Papa visitó Madrid en la JMJ, para guiar espiritualmente a los fieles, ahí sí hubieron muchas protestas!

    Y claro, en los noticieros parece que le prestaron más atención al Papa cuando dijo eso de los preservativos, que a las mujeres que constantemente están siendo lapidadas en Somalia por adulterio...

    Saludos desde Colombia, y gracias por el excelente trabajo que realizas en este blog y en Youtube.

    ResponderEliminar
  2. Cierto. Hubo mucho bulo promovido y alentado por la prensa secular que reclamó que la celebración iba a costar un dineral que saldría de las arcas públicas. Te paso lo que dice una pagina para nada sospechosa de religiosa (Internet Política : http://internetpolitica.com/benedicto-xvi/las-subvenciones-a-la-jmj )

    aquello que embarre el cerebro de sus lectores lo consideran un triunfo. El Mundo tampoco informa adecuadamente sobre la Iglesia, sobre todo porque su línea editorial es anárquica en temas de cultura religiosa, de un relativismo radical.

    Informar adecuadamente no es asumir los principios de la Iglesia Católica, no es eso lo que reclamo, sino atenerse a la verdad, a los datos. No inventarse las cosas, no mentir, no difundir bulos que es lo que están haciendo El País y Público, por ejemplo, con la financiación de la próxima JMJ.

    La organización de la JMJ ha explicado ya en varias ocasiones que la visita de Benedicto XVI no recibe ni un euro de subvención pública.

    La JMJ se autofinancia con las aportaciones de los peregrinos (70%) y las de empresas y particulares (30%)
    La Jornada Mundial de la Juventud cuenta con el apoyo de las administraciones públicas y un centenar de empresas patrocinadoras
    Con criterios de austeridad y transparencia, el sistema de concurso público ha adjudicado el 90% de los contratos a empresas españolas
    La actividad generada por la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Madrid supondrá “coste cero para el contribuyente y una inyección de más de 100 millones de euros para la economía española”, según ha mencionado Fernando Giménez Barriocanal, director financiero de la JMJ. De esta cantidad ha estimado que “cerca de 50 millones procederán del extranjero y se van a quedar en España”.

    Lo único que se podría considerar ayuda del Estado, en realidad es un ingreso para el Estado. El Gobierno de España ha calificado la JMJ de “acontecimiento de excepcional interés público”, lo cual implica beneficios fiscales para los patrocinadores. Estas facilidades para las empresas revierten en un beneficio para el Estado: sólo en concepto de IVA, en el caso de la JMJ, ingresará más de 25 millones de euros frente a los 18 que se prevé dejar de percibir en incentivos fiscales. Otro dato destacable es el sistema de concurso público, que finalmente ha adjudicado el 90% de los contratos a empresas españolas. La información sobre los concursos abiertos está disponible en www.madrid11.com/concursos-proveedores.

    Es decir: las empresas patrocinadoras pueden deducir de sus impuestos parte de las ayudas que dan a la JMJ, pero eso es porque Hacienda piensa que el impacto económico de ese “acontecimiento de excepcional interés público” da más beneficios a las arcas públicas que lo que deja de percibir. Eso es neutralidad del Estado: sopesar los costes y beneficios y decantarse por lo más ventajoso, en este caso lo ha hecho.

    Sin embargo, en Público y El País se sigue publicando el infundio que produce un grupo de radicales llamado “Europa laica” según el cual el coste de la visita es de 100 millones de euros y la mitad lo paga el Estado. No busquéis las cuentas. No las echan, simplemente lo afirman, lo convierten en artículo de fe y Público y El País lo difunden, sin tampoco perdirles los datos. Es materia de fe.

    Y otro: (El agora : http://www.joseramonriera.es/blogjrr/2011/12/15/jmj-todo-fueron-beneficios/)

    Quienes censuraron la visita del Papa a España el pasado verano y los gastos que supuso acaban de quedar en entredicho. Resulta que la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) ha generado un beneficio de 354,3 millones de euros para España, según la prestigiosa consultora PricewaterhouseCooper (PWC) Economics.

    ResponderEliminar
  3. Leí ambos artículos, ignoraba mucha de la información contenida en ellos... y me sorprende que estos datos no los difundan los medios de comunicación (en su gran mayoría), por lo que no está demás el interrogante: ¿Dónde queda el criterio de imparcialidad periodística?... Según parece, le dejan lado cuando más conviene.

    Y sí, ambos blogs que citaste son confiables; especialmente me llamó la atención que a diferencia del diario El País y Público, José Ramón Riera sí respalda sus afirmaciones con fuentes confiables, como lo son las cifras proporcionadas por PWC. Además, el diario El País goza de cierto prestigio a nivel internacional, y eso es algo que dificulta en cierta medida que se levanten sospechas del bulo que hacen...

    Saludos

    ResponderEliminar
  4. La información sobre el impacto económico de la JMJ que he citado no es sesgada y difícil de encontrar. Mira por ejemplo este articulo en "El Mundo" http://www.elmundo.es/elmundo/2011/08/23/madrid/1314089586.html

    O este video de telemadrid.es http://www.telemadrid.es/?q=noticias/madrid/noticia/la-ceim-cifra-en-160-millones-los-beneficios-de-la-jmj-para-hoteles-transpor

    o el imparcial, por citar algunos http://www.elimparcial.es/economia/los-beneficios-economicos-de-la-jmj--89820.html

    Lo que ocurre es que no interesa hacer mucho ruido cuando se trata de algo positivo relacionado con la iglesia. Los "librepensadores-tolerantes" de ahora son así.

    ResponderEliminar